BUCEO DE SUPERFICIE (CON TUBOS/SNORKEL)

Para niños de 8 a 10 años.

El buceo con snorkel es increíblemente divertido, relajante y una forma maravillosa de explorar el océano.
Déjate llevar por el agua, relájate y disfruta del paraíso de los océanos. Cuando la gente hace snorkelling por primera vez, el resultado siempre es el mismo; se vuelven adictos.
Déjanos explicarte de qué se trata el snorkel, qué necesita saber para mantenerse a salvo y cómo disfrutar de su aventura de buceo de superficie.

Si tienes la oportunidad de hacer snorkel ¡no la dejes escapar!

El snorkel es la práctica de nadar equipado con una máscara de buceo, un tubo respirador – snorkel – y generalmente aletas. Si se realiza en aguas frías, también puede ser necesario un traje húmedo. El uso del equipo de snorkel permite al buceador observar la fauna y flora submarina durante largos períodos de tiempo con relativamente poco esfuerzo.

El equipo básico utilizado por los buceadores incluye una máscara (o gafas, como algunos lo llaman) que se adaptan a su cara y les permite tener buena visión. Un snorkel, que es simplemente un tubo que está enganchado a la máscara y sobresale del agua por encima de la cabeza, el cual les permite respirar. Y aletas, que les dan más control y con las que pueden moverse mejor en el agua. Elegir el equipo de snorkel es importante, que se ajuste apropiadamente para poder estar cómodo y disfrutar al máximo.
Hacer snorkel es sencillo, fácil, bastante seguro y te permite ver cosas que de otra manera serían inaccesibles. Incluso para buceadores experimentados, el buceo de superficie es a menudo un maravilloso cambio.
Tal vez el buceo de superficie- snorkel- sea después de todo la introducción más simple y económica a lo que el océano tiene que ofrecernos; para después, como vemos que pasa a menudo, desarrollar un interés y una curiosidad mayor sobre nuestra rica biodiversidad marina.
Mientras más personas compartan su entusiasmo por el océano y sus criaturas, mayores serán las probabilidades de que nuestros océanos se preserven. ¡Y eso siempre es bueno!